ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 1 de febrero de 2002
Entrevista:JEFF HALPER | Comité Israelí contra las Demoliciones

'Israel fuerza a la clase media ilustrada palestina a irse'

Jeff Halper, antropólogo y profesor de la Universidad Ben Gurion, es coordinador del Comité Israelí contra las Demoliciones de Casas (ICAHD). Ha intervenido en Barcelona en el simposio sobre Políticas de Inmigración organizado por el ICM y la UPF. Muestra las señales en sus muñecas de la última vez que fue detenido, hace una semana, por enfrentarse a los bulldozers, y reconoce que cada vez es más reducido el contingente de la izquierda israelí que se opone a la política del actual Gobierno de unidad presidido por Ariel Sharon.

Pregunta. ¿Cómo se ha llegado a la situación actual?

Respuesta. El Proceso de Oslo llevó a las conversaciones de Camp David de 1999. Ehud Barak decía que ofrecía un 95% del territorio a los palestinos. Barak y Bill Clinton presionaron a Arafat para que aceptara la propuesta. Creo que Arafat dudaba, no sabía lo que hacer. Por un lado veía una oportunidad y por otro era consciente de que el Estado que se le ofrecía no era otra cosa que el apartheid, una especie de Bantustán. Entonces, el pueblo palestino, temiendo que Arafat cediera, inició la Intifada.

P. ¿Por qué era inaceptable la oferta de Barak?

R. Israel presenta toda la cuestión como una cesión de territorios, pero el problema no es el territorio, sino su control. Todo el mundo quiere un Estado palestino, empezando por Sharon. Pero la cuestión es: ¿qué Estado? Tanto los líderes del Likud como los laboristas son militares y el concepto de seguridad en Israel es únicamente militar. El territorio que se ofrece está fragmentado y controlado por Israel. La definición de seguridad en términos militares es de tales dimensiones que no deja ningún espacio para los palestinos.

P. ¿Qué pasa ahora?

R. Éste es el último empujón de Israel para derrotar a los palestinos e imponer lo que yo llamo la ocupación consentida. Para justificarlo se vendió la idea de que era una oferta generosa y de que los palestinos perdieron la gran oportunidad al no aceptarla. Sharon quiere deshacerse de Arafat y ya tiene algunos candidatos palestinos que aceptarían sustituirle y encabezar un simulacro de Estado palestino que, con la ayuda de Israel, podría acabar fácilmente con Hamás y los grupos que se oponen.

P. ¿Cree que es posible?

R. No lo sé. Todo depende del pueblo palestino, que está ya muy cansado, derrotado y no tiene nadie que le apoye. Israel, además, está forzando la salida del país de la clase media ilustrada palestina. En el último año han emigrado más de 150.000. Estamos en una encrucijada en la que se decide si los palestinos serán derrotados o... La verdad, no veo alternativa.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana