ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 4 de enero de 2002

Un barrendero, herido de bala por mirar a un conductor

'No me mires. Ni se te ocurra mirarme', le advirtió el conductor de un turismo a un barrendero de Madrid, mientras éste retiraba su carro. De buenas a primeras, el conductor se bajó del vehículo y propinó al trabajador un cabezazo en la cara. El empleado de limpieza, Secundino Herrera Hoyuela, de 28 años, cogió el escobón e intentó defenderse, pero su agresor sacó una pistola y le descerrajó un tiro en la pierna izquierda. De rebote, un militar retirado, Antonio León, de 84 años, resultó herido por la misma bala, que le alcanzó en el pie derecho. Ambos heridos, de carácter menos grave, se encuentran fuera de peligro. La policía intenta localizar al pistolero y a su acompañante, que huyeron en un vehículo Opel Vectra. Ambos fugitivos aparentaban unos 30 años, según los testigos.

La agresión se produjo a la una de la tarde de ayer frente al número 58 de la calle de Clara del Rey (Chamartín), en el vado del garaje y concesionario de vehículos de segunda mano Automaser. El turismo, un Opel Vectra de color oscuro con matrícula de Barcelona, salía de este recinto. En su interior viajaban dos personas. A su salida se toparon con el carro del operario de limpiezas, a quien, mientras retiraba su vehículo de dos ruedas, se le ocurrió mirar al conductor. Y éste, a gritos, le exigió que dejara de hacerlo, según relató la madre de la víctima.

El barrendero se puso sus auriculares de música y siguió a su trabajo. En ese momento, el conductor se bajó del coche y propinó a Herrera un cabezazo en la cara. El trabajador cogió su escobón e intentó defenderse. El agresor sacó entonces una pistola y apretó el gatillo, pero el arma se encasquilló. Su dueño la amartilló al instante y disparó contra el operario de limpiezas, que fue alcanzado en la pierna izquierda.

Proyectil rebotado

La bala hizo una herida limpia: presentaba orificio de entrada y salida. El proyectil, tras atravesar de lado a lado la pierna de Herrera, salió rebotado e impactó en el pie derecho del militar jubilado, que esperaba en un paso de peatones para cruzar la calle, según los testigos. La bala le quedó incrustada en el pie. El conductor del Opel Vectra y su acompañante se metieron de nuevo en el vehículo y huyeron. 'Hemos salido del garaje porque hemos oído un ruido fuerte que nos parecía un petardo. Hemos pensado que habían empezado muy pronto a tirarlos. Luego hemos oído sirenas y a mucha gente y ya nos hemos enterado de que había habido un tiroteo', explicó un empleado del concesionario de coches.

Dos UVI móviles del Samur-Protección Civil atendieron a los heridos. Ambos fueron trasladados, tras ser estabilizados, al hospital de La Princesa, donde quedaron ingresados en observación. Agentes de la Policía Científica recogieron en el lugar un casquillo de bala. Los coches patrulla del distrito rastrearon la zona, pero no lograron localizar el turismo. La policía no había detenido ayer por la noche a ninguna persona por este hecho.

CLAUDIO ÁLVAREZ

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana