ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 28 de mayo de 2001

Dos coches bomba en Jerusalén complican la misión de paz del enviado de Bush

Williams Burns pide a Sharon que amplíe su alto el fuego unilateral

La primera iniciativa de paz de la nueva Administración estadounidense quedó ayer enturbiada por la explosión de dos coches bomba colocados por los radicales palestinos en el centro de Jerusalén. Los atentados, que tuvieron lugar con menos de 12 horas de diferencia, provocaron sólo dos heridos, pero sumieron a la ciudad en el pánico.

El enviado especial del presidente George W. Bush para Oriente Próximo, William Burns, se reunió ayer con el primer ministro israelí, Ariel Sharon, a quien pidió que prolongue el alto el fuego unilateral decretado hace seis días con el fin de ganar tiempo para convencer al presidente palestino, Yasir Arafat, de que debe ordenar el fin de la Intifada y de los ataques terroristas.

Horas antes de su encuentro con Sharon, el mediador norteamericano se había reunido con el propio Arafat, quien le advirtió de que el supuesto cese de hostilidades había sido violado por Israel en decenas de ocasiones y que el alto el fuego debe ir acompañado del fin de la construcción de asentamientos judíos en los territorios palestinos.

Burns celebrará hoy un encuentro con el ministro de Exteriores israelí, Simón Peres, y con el de Defensa, Benjamín Ben Eliezer. No se descarta una nueva entrevista con Sharon.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana