Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El banderillero Ignacio Parra, cogido menos grave

El subalterno Ignacio Parra, de la cuadrilla de Pepe Luis Vázquez, fue cogido ayer por el segundo toro de la tarde mientras bregaba con el animal en el tercio de banderillas. Parra recibió una cornada de 15 centímetros en la cara interior del muslo derecho "limpia y seca", según la definió Ramón Vila, cirujano jefe de la plaza.

Vila explicó que el pitón había separado los vasos femorales, vena y arteria, sin llegar a romperlos; había causado destrozos en el músculo aproximado mayor y alcanzado el fémur. La salida del pitón causó otra trayectoria hacia abajo y adentro de siete centímetros. El banderillero fue trasladado a la clínica Sagrado Corazón. El pronóstico es menos grave y el plazo de recuperación previsto, de 15 a 20 días.

El otro protagonista de la tarde, Luis Vilches, que tomó la alternativa, no se mostró decepcionado por el pobre juego de sus toros. "Estoy satisfecho de haber demostrado que estoy preparado para ser matador de toros. Creo que he estado por encima de mi lote", dijo Vilches. El torero espera que su actuación "en una tarde tan importante" le sirva para ampliar el número de contratos.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Domingo, 22 de abril de 2001