ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

domingo, 19 de noviembre de 2000

Las denuncias por velocidad excesiva se han duplicado en un año

16.730 conductores, sancionados por utilizar el teléfono móvil

Las infracciones por exceso de velocidad se han duplicado en Madrid con respecto al año 1999. Entre enero y octubre de 2000 se han impuesto 43.256 denuncias, frente a las 20.713 del mismo periodo del año anterior, según datos facilitados ayer por el Ayuntamiento. Las denuncias por invadir el carril-bus también se han duplicado: frente a las 24.346 efectuadas en los 10 primeros meses del año pasado, se impusieron casi 50.000 entre enero y octubre de 2000.

El cinturón

Entre las infracciones más comunes en los últimos meses destacan las impuestas por conducir utilizando el teléfono móvil, que han aumentado de las 14.864 de 1999 a las 16.730 en el mismo periodo de este año.Por otra parte, la Policía Municipal ha realizado entre enero y septiembre de 2000 un total de 32.088 pruebas en controles de alcoholemia, de las que 27.774 fueron controles preventivos, 2.448 se hicieron en accidentes y otros 1.866 por comisión de infracciones.

Un informe reciente de la compañía Línea Directa Aseguradora ha revelado que los madrileños, junto a los vascos y los automovilistas de la zona centro, encabezan la lista de conductores que cometen más infracciones de tráfico. Los conductores de la región, además, son los que en un porcentaje más alto superan las velocidades máximas establecidas, un 43% en autovía, un 17% en carretera y un 22% en ciudad.

Sobre el comportamiento vial de los automovilistas, el mismo estudio señala que el 40% de los madrileños acelera con el semáforo en ámbar, el 21% aparca en doble fila, un 16% no para en los pasos de cebra, un 3% adelanta superando los límites de prohibición de velocidad y un 27% confiesa que le gusta conducir deprisa.

El informe de la compañía aseguradora destaca la importancia que los conductores madrileños dan a los frenos ABS y al cinturón de seguridad.Ante la posibilidad de volver a pasar el examen de conducir, el 64,4% de los madrileños piensa que aprobaría con toda seguridad, un 20,5% dice que lo pasaría "por los pelos" y un 11% cree que suspendería.

Estos datos han servido al grupo socialista del Ayuntamiento de Madrid para denunciar la falta de vigilancia del tráfico en las calles pese al aumento de los accidentes. El portavoz Eugenio Morales subrayó que, pese a la constatación del alto grado de indisciplina viaria de los madrileños, "la vigilancia de las conductas peligrosas de algunos conductores se abandona cada vez más por parte de la policía municipal".

La tercera teniente de alcalde y responsable de la Policía Municipal, María Tardón, ha respondido a las críticas socialistas y ha asegurado que la vigilancia policial en materia de seguridad vial no sólo no se ha reducido, sino que "ha aumentado". Además, Tardón subrayó que el pasado 15 de noviembre se puso en marcha una nueva campaña de prevención de siniestralidad vial, que durará hasta finales del mes de enero, como continuación a la ya realizada entre de junio de 1999 y junio de 2000.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana