ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

miércoles, 3 de mayo de 2000
Reportaje:

La última creación en la Llanada

La última aportación llegó en enero pasado con la instalación de la escultura La merienda de Zufiaur, en una de las plazas de Araia, en el municipio de Asparrena. Era el complemento escultórico a la colección de arte contemporáneo de esta localidad alavesa, una excelente muestra (dentro de lo que se puede suponer en un municipio de 1.600 habitantes) que surgió en 1992 de la iniciativa de uno de sus vecinos más inquietos, Jesús María Alegría.Esta selección de arte actual formaba parte de un proyecto más amplio, denominado Lautada, con el que se pretendía revitalizar la vida de los distintos pueblos de la Llanada alavesa. Dentro de esta idea, impulsada por Alegría y otros vecinos de la zona, se encontraba no sólo esta colección de arte contemporáneo: en el "paquete" de ofertas propuestas estaban iniciativas consolidadas como el Festival de Teatro de Araia, junto con otras hoy desechadas como el Museo del Hierro en Salvatierra.

La colección de arte contemporáneo tomó forma en poco tiempo. Y, en principio, sin grandes inversiones presupuestarias: todo surgió de la amistad del citado Jesús María Alegría con artistas vascos hoy consolidados como Santos Iñurrieta, Zumeta o Txopitea, quienes cedieron al Consistorio una o más obras con el fin de formar esta colección representativa del penúltimo periodo creativo en el País Vasco.

Itinerario alternativo

Así, además de los citados, también se encuentran obras de Sagastizabal, Bellido, Fernando Illana, Santxotena o Txarber. Todas estas piezas se exponen en estos momentos, temporalmente, en una sala de la Casa de Cultura de Araia.

"La idea es que tras la reinauguración del Ayuntamiento, los cuadros se cuelguen en el salón de plenos y en otras dependencias principales para que los visitantes puedan verlos en las mejores condiciones", adelanta el concejal de Cultura, Joseba Legarda. De este modo, los que lleguen a Araia podrán compaginar el paseo por los senderos de la localidad alavesa (recientemente se ha editado una pequeña guía de excursiones señaladas en el municipio de Asparrena) con el itinerario alternativo que supone la contemplación de estas piezas que tienen en la copia de la escultura Araba de Néstor Basterretxea su mejor resumen.

Y es que esta obra del creador guipuzcoano está colocada en la cima del monte Aratz, hasta donde se subió en piezas y con gran esfuerzo. "Este es el comienzo de otro de los proyectos derivados de la colección: colocar en la cima de esta cumbre divisoria una escultura que represente a cada uno de los territorios", comenta Joseba Legarda.

De momento, hay que conformarse con La merienda, la obra de Zufiaur que recuerda el primer desafío de levantadores de piedra que hubo en el País Vasco, en 1898, en la plaza de Araia. Para ello contaron con la colaboración de Perurena que colocó una significativa cúbica de 200 kilos como peana.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana