ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 29 de octubre de 1998

El sida reduce 20 años la esperanza de vida en el África más castigada

La enfermedad fuerza a la ONU a rebajar en 500 millones su previsión demográfica

La epidemia de sida ha empezado a frenarse en los países desarrollados, pero su progresión en el Tercer Mundo es de tal magnitud que ha forzado a la ONU a revisar drásticamente a la baja sus previsiones de crecimiento demográfico para el próximo siglo. En los países africanos más castigados, el sida reducirá de 61 a 41 años la esperanza de vida para el 2005. La ONU rebajó ayer su estimación de la población mundial para el año 2050 en 500 millones de personas.

La expansión del virus alcanza cotas dramáticas en Botsuana y Zimbaue, donde más del 25% de los adultos están infectados. En nueve países africanos, más del 10% de la población es actualmente portadora del virus y, en su mayoría, desarrollará la enfermedad en los próximos años.La posibilidad de frenar la epidemia en los países africanos es poco realista con los medicamentos en uso. Los modernos cócteles de fármacos que han logrado revertir la tendencia en el mundo desarrollado son muy caros, y deben administrarse durante periodos muy prolongados.

De esta forma, el sida puede acabar provocando una verdadera revolución en el campo de las tendencias demográficas. Algunos países africanos tienden ahora a estabilizar sus curvas poblacionales, pero debido a la más nefasta de las razones: a un incremento disparado de sus tasas de mortalidad, y no a la moderación en el ritmo de natalidad.

Según ha declarado a The Washington Post el director de la división de Población de la ONU, Joseph Chamie, las estadísticas compiladas por el organismo este verano han mostrado un "impresionante" nivel de infección por sida. La esperanza de vida en los países africanos más castigados ya está reduciéndose y, para el año 2005, caerá de los 61 a los 41 años, según las estimaciones de Chamie.

Crecimiento del 50%

El informe de la ONU hecho público ayer es el primero que incorpora en sus cálculos el ritmo de crecimiento de la epidemia de sida en los países en desarrollo. Pero, pese a la gran mortalidad por la infección prevista en el Tercer Mundo, la población mundial aumentará casi un 50% de aquí al 2050, hasta alcanzar los 8.900 millones de personas.No toda la revisión a la baja se debe al sida: el informe también tiene en cuenta el descenso en los índices de fertilidad del mundo desarrollado. Aunque este hecho tiene una importancia secundaria, supone también una preocupación para los autores del trabajo, ya que implica que, para el 2050, el número de mayores de 65 años superará al de niños por primera vez en el mundo.

La población mundial es actualmente de 5.901 millones, y alcanzará los 6.000 millones en algún momento del año que viene. La ONU estima que la curva de crecimiento irá desacelerándose a partir del 2050, pero continuará creciendo hasta bien entrado el siglo XXII.

Actualmente, la población está creciendo a un ritmo del 1,3% anual (unos 78 millones de personas más cada año). Ello supone una clara reducción respecto a las tasas próximas al 2% típicas de los años sesenta.

A principios de siglo, la población europea triplicaba a la africana. La situación se invertirá en el 2050, cuando serán los africanos quienes tripliquen a los europeos. Por el momento, el país más poblado sigue siendo China, con 1.255 millones, seguida de India (982 millones), Estados Unidos (274 millones) e Indonesia (206 millones).

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana