ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 11 de mayo de 1998
FÚTBOL 37ª JORNADA DE LIGA

Lendoiro negó un posible arreglo

El presidente del Deportivo, Augusto César Lendoiro, negó cualquier tipo de acuerdo con el Compostela para apañar el partido. La justificación del resultado para Lendoiro fue «un malisimo partido».La derrota culmina una penosa temporada del Deportivo que ha abierto heridas profundas en el club. Los Riazor Blues, una de las peñas más animosas del equipo blanquiazul, aprovecharon el partido para pasar factura a los que consideran responsables de la mala situación del equipo.

Los gritos de «Lendoiro, hijo de...» comenzaron ya en los prolegómenos del partido en la grada donde se sitúan los blues. Las protestas arreciaron cuando la policía cargó en esa zona del campo tras registrarse el lanzamiento de algún objeto. Durante el partido los blues recordaron a los héroes históricos del Deportivo («Arsenio», «Bebeto») y acabaron con burlas a los jugadores al consumar el Compostela la goleada.

Los aficionados esperaron la salida de los jugadores para mostrar su malestar con el equipo, pero la mayor parte de ellos eludieron la puerta principal para abandonar las instalaciones de Riazor. Utilizaron una puerta lateral.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana