ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 1 de septiembre de 1997
Editorial:

El indicio Gorriti

SE PERCIBEN en Latinoamérica preocupantes indicios de que algunos gobernantes añoran antiguas prácticas tan arraigadas en aquel continente como es la represión de la prensa libre y la persecución de los periodistas. Es una mala señal, y conviene que todos los defensores de la democracia y la libertad de prensa se movilicen antes de que estas tentaciones de ciertos Gobiernos vuelvan a convertirse en hábitos. Ha sido demasiado larga y dura la lucha de los países latinoamericanos que gozan de una prensa libre como para que se la arrebaten ahora, aunque sea por medio de subterfugios administrativos.Sobre el presidente peruano, Alberto Fujimori, hay poco que decir al respecto. Hace tiempo que se ha despojado de la careta del respeto a la libertad informativa. Del Perú de Fujimori se tuvo que ir en su día el periodista Gustavo Gorriti precisamente por eso. Siendo corresponsal de este periódico fue detenido brevemente tras el golpe de Fujimori. Después, la presión y las amenazas de los círculos cercanos al presidente lo obligaron a exiliarse en Estados Unidos.

Desde hace año y medio está en Panamá, y ejerce la profesión con el entusiasmo y la profesionalidad que le caracterizan y que en su día le llevaron a ganar el Premio Rey de España de periodismo. Pero ahora el Gobierno de Panamá ha decidido no renovarle el permiso de trabajo y forzarlo a abandonar el país.

Gorriti ha publicado toda una serie de exclusivas en el diario La Prensa sobre la financiación por parte del narcotráfico de la campaña del presidente Ernesto Pérez Balladares. El presidente panameño prefiere, al parecer, expulsar al periodista peruano que aclarar los orígenes del dinero de su campaña.

Dice el Gobierno panameño que la cancelación del permiso de trabajo de Gorriti no tiene nada que ver con la libertad de prensa y es un problema estrictamente jurídico. Si es así, sería mejor que solucionase el problema jurídico y renovase el permiso de trabajo al periodista. Se evitaría muchas sospechas.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana