ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 25 de mayo de 1990

España quiere modernizar sus carros de combate con los sobrantes en Centroeuropa

España ha manifestado a los restantes miembros de la OTAN su interés por participar en el proceso de transferencias de armamento previsto en Europa tras la firma de los acuerdos sobre desarme convencional que negocian en Viena los dos bloques militares, según reveló ayer en el Senado el secretario de Estado para la Defensa, Rafael de la Cruz.

El secretario de Estado para la Defensa afirmó que el Ejército español está especialmente interesado en sustituir con algunos de los modernos carros de combate M-60 A3 norteamericanos o Leopard 2 alemanes, que deberán ser retirados de Centroeuropa, a sus viejos M-47.Aunque De la Cruz señaló que los M-60 Al, ofrecidos por Estados Unidos a Marruecos y Egipto, tienen un nivel de prestaciones similar a los M-48 españoles recientemente modernizados, tampoco descartó la posibilidad de adquirir este modelo, siempre que la industria española pudiera incorporarle las mejoras que presenta la versión más reciente.

España tiene actualmente 838 carros de combate, de los que un 10% aproximadamente deberán ser destruidos tras los acuerdos sobre desarme. La intención del Ministerio de Defensa es la de sustituir los M-47 que no sean eliminados (el Ejército cuenta con un total de 375) por carros de combate más modernos. La renovación podría afectar también a parte de los M-48, de los que hay 164, si se lleva adelante el proyecto de transferirlos a otros países europeos que, como Grecia, se han mostrado interesados en los mismos.

El secretario de Estado advirtió que el alcance de la operación dependerá del número de carros de combate sobrantes en Centroeuropa, así como de las condiciones en que los ofrezcan sus propietarios. Una vez aclarada esta cuestión, el Ministerio de Defensa, que en ningún caso se plantea sustituir los 299 AMX-30 que se están modernizando, decidirá en torno al programa Lince o futuro carro de combate español.

F-5, EFA y F-18

El Ministerio de Defensa está barajando también la posibilidad de aprobar un contrato de modernización de los 47 aviones F-5 del Ejército del Aire, por valor de casi 20.000 millones de pesetas, para prolongar su vida operativa durante otra década. Se da la circunstancia de que los F-5, fabricados en 1970 por la empresa norteamericana Northrop, han estado paralizados durante un año, y algunos lo están todavía, debido a la sucesión de tres accidentes en cuatro meses.Los F-5 del Ejército del Aire serán sustituidos a principios del próximo siglo por el Avión de Combate Europeo (EFA), un programa sobre cuyo futuro se mostró optimista el secretario de Estado, quien afirmó que "no es previsible ningún abandono, al menos en la actual fase de desarrollo". De la Cruz no descartó, sin embargo, que la República Federal de Alemania (RFA) desista de producir el avión.

Ya en los pasillos, De la Cruz señaló que "España exigirá su parte correspondiente" si se demuestra que Northorp recargó injustificadamente el precio de los componentes aportados a los aviones F18.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana