ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

domingo, 22 de enero de 1989

Dalí será enterrado en su museo de Figueres

El pintor entró anoche en un proceso preagónico

Archivado en:

Salvador Dalí será enterrado en su museo de Figueres y no en el castillo de Púbol, donde se encuentran los restos de su esposa, Gala, como se había previsto inicialmente. El pintor expresó su deseo de ser enterrado en su ciudad natal en una conversación privada con el alcalde de Figueres, Mariá Lorca, durante su estancia en la clínica Quirón de Barcelona el pasado mes de noviembre, según declaró ayer el propio Lorca. Dalí entró en la tarde de ayer en un proceso preagónico, según los médicos.

Del deseo de Dalí de ser enterrado en su museo no existe ninguna referencia documental, pero cuenta con la aprobación de los miembros de la Fundacíón Gala-Salvador Dalí y de los amigos personales del pintor, según declaró ayer a mediodía el propio Lorca. Por la tarde, a la seis, un grupo de albañiles de la empresa Construcciones López inició la construcción de la tumba, que será instalada en la denominada sala de la cúpula. El museo permanecerá cerrado al público a partir de hoy para permitir la realización de los trabajos.Unas horas antes del inicio de las obras, el chófer del alcalde se trasladó a Gerona para entregar en mano a las autoridades sanitarias la solucitud para construir la sepultura. El jefe de los servicios territoriales de Sanidad en Gerona, Pompeu Pasqual, señaló, tras conocer el proyecto, que no existe ningún problema sanitario para que Dalí pueda ser enterrado en su museo. Pasqual expresó su confianza en que mañana, lunes, se pueda emitir el preceptivo informe técnico favorable al proyecto. Ayer se confirmó que el pintor será embalsamado después de su muerte.

Entre los actos que se han previsto después del desenlace se cuenta trasladar los restos del pintor a su. residencia de la Torre Galatea, donde se instalará la capilla ardiente, que podrá ser visitada por el público hasta que se celebren los funerales en la iglesia de Sant Pere.

Dalí, según el último parte médico facilitado a las ocho de la tarde de ayer, había sufrido un ,,empeoramiento general" de su estado, pese al hecho de que su insuficiencia cardiaca había experimentado "una discreta mejoría".

Música suave

El pronóstico continuaba siendo muy grave y, según los médicos, la vida de Salvador Dalí "se estaba consumiendo como una vela que se apaga". El director del hospital de Figueres, Carles Ponsatí, había señalado por la mañana que Dalí estaba "consciente y deprimido, a pesar de que quiere colaborar. Dalí tiene una música suave que le acompaña y le anima".El médico de cabecera del pintor, Joan García Sanmiguel, visitó ayer al paciente por primera vez desde que sufrió su tercera recaída. No había podido visitarle antes porque le era imposible trasladarse cada día de Barcelona a Figueres, debido, según dijo, a sus obligaciones docentes en la Universidad y a sus responsabilidades como jefe de los servicios de enfermedades infecciosas del hospital Clínico de Barcelona. García Sanmiguel explicó que el director del hospital ha tratado durante mucho tiempo al enfermo y que, como médico, le merece toda la confianza.

Durante el día de ayer se trasladaron al hospital de Figueres interesándose por la salud de Dalí el conseller de Cultura de la Generalitat, Joan Guitart, el presidente de la Diputación de Gerona, Josep Arnau, y el gobernador civil, Pere Navarro, entre otros. El conseller Guitart consideró "muy razonable que un genio como Dalí descanse al lado de su obra y el resultado del trabajo de muchos años".

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana