ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 3 de diciembre de 1984

Francia propone a España la construcción conjunta de un nuevo carro de combate

  • La empresa Santa Bárbara ya ha suscrito un precontrato

Francia ha propuesto a España la fabricación conjunta de un nuevo carro de combate para la próxima década, que podría ser el carro más moderno del mundo cuando esté en servicio, según estima el embajador francés en Madrid, Pierre Guidoni. La empresa española Santa Bárbara ya ha suscrito hace varias semanas un precontrato con la firma francesa Giat, fabricante de los carros AMX. De realizarse el proyecto, España adquirirá 500 carros y Francia otros tantos, pero ambos países estiman que podrían exportar más de 1.500 unidades.

El proyecto ha sido propuesto por Francia, dentro del programa iniciado por España para fabricar en nuestro país un nuevo carro que se denominará Lince y que, en Francia se llamaría EPC (Engine Principal de Combat). Paralelamente, compiten en el mismo programa la firma Krauss Maffëi, de la República Federal de Alemania, y otras tres empresas de Europa y EE UU, si bien, según los técnicos consultados, la competencia se centra prácticamente en exclusiva entre Giat y Krauss Maffléi.Según ha señalado el embajador francés en Mardrid, las desventajas de la oferta alemana residen en que Krauss Maffëi propone a España la utilización de la tecnología del carro de combate Leopard que, según el embajador francés, se ha quedado ya anticuada, pues se desarrolló a comienzos de los años setenta. Francia ofrece desarrollar un carro totalmente nuevo, si bien, en este caso, la inversión a realizar sería muy elevada.

Por otra parte, los representantes franceses entienden que, en caso de realizarse un proyecto germano-español, nuestro país tendría importantes restricciones a la hora de exportar el producto, debido a las estrictas leyes germanas en esta materia, mientas un carro franco-español tendría menos poblemas, según afirma Guidoni, quien citó a Irán entre los escasos vetos que Francia mantiene a la hora de exportar armamento.

120.000 millones de inversión

Inicialmente, España tiene previsto invertir en este proyecto unos 120.000 millones de pesetas, y la decisión sobre la tecnología a utilizar en la fabricación del Lince será adoptada por el Gobierno en primavera o verano del año próximo.Actualmente, los carros más modernos de que dispone el Ejército español son los AMX30, fabricados por la Empresa Nacional Santa Bárbara bajo licencia francesa. Altos jefes mililtares españoles se han quejado en numerosas ocasiones de la calidad de este carro, considerada muy baja por esos militares.

En la actualidad, Francia es, tras Estados Unidos, el segundo suministrador de armamento avanzado a los ejércitos españoles, que disponen, entre otros sistemas de origen francés, aviones Mirage F-3 y F-1, submarinos Daphne y Agosta, cohetes contracarro Milan, misiles Roland -de próxima entrega-, helicópteros Puma, aviones Mystere y los citados carros AMX-30.

Además del futuro carro, está prevista la colaboración hispano-francesa en la construcción de nuevos submarinos y en la adquisición de helicópteros Super Puma y misiles contracarro.

No obstante, Guidoni opina que España, dentro de la actual pugna comercial que en el terreno del armamento mantienen Europa y Estados Unidos, debe incorporarse a los nuevos proyectos europeos como nuevo socio de pleno derecho.

El embajador francés, por otra parte, reconoció también que la balanza comercial armamentística entre España y Francia es muy desfavorable para España, y precisó que, en estos momentos, las Fuerzas Armadas francesas estudian seriamente la posibilidad de adquirir aviones C-212 Aviocar fabricados en España.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana