ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 6 de agosto de 1984

El irlandés Hugh Tinney gana el concurso de piano Paloma O'Shea

ENVIADO ESPECIAL, El irlandés Hugh Tinney, de 25 años, ha ganado el gran premio y medalla de oro Paloma O'Shea, dotado por el Ministerio de Cultura con 1.300.000 pesetas, a las que hay que añadir un centenar de recitales y conciertos en Europa y América y la grabación de un disco.

Tinney estudió en su país con Mabel Swainson y en 1976 consiguió el premio de la radiotelevisión irlandesa para músicos del futuro. Después de trabajar con Bryce Morrison y Louis Kentner, obtiene en 1983 el primer premio absoluto Ettore Pozzoli, en Italia, seguido del Benson and Hedges para jóvenes artistas. El debú de Tinney con la sinfónica de la radio irlandesa en 1978 supuso un éxito que le llevó a Gran Bretaña, Bélgica, Holanda e Italia.La actuación de Hugh Tinney en todas las pruebas del muy difícil concurso Paloma O'Shea ha mantenido un nivel excelente: estamos ante un intérprete muy dotado, dueño de una técnica en la que se aúnan valores tradicionales y puntos de vista propios del pianismo actual. Expresivista sin exageración, la serena comunicatividad del pianista de Dublín parte de unas calidades sonoras muy bellas, al tiempo que se sirve de un rico juego de densidades y una imaginación colorista de tonos suaves hasta en los pasajes de máxima potencia dinámica.

Un discípulo de Markus

El segundo premio (750.000 pesetas y medalla de plata) ha recaído en el brasileño José Cocarelli, de 25 años, discípulo en Nueva York de Adele Markus. Está en posesión de siete premios de su país, otro en Uruguay y un tercero en el María Canals de Barcelona 1981. Su segundo concierto de Rachmaninoff, interpretado en la prueba final, guardó una línea considerable de calidad técnica y estilística que vino a completar actuaciones anteriores tan aplaudidas como las sonatas 110 de Beethoven o la segunda balada de Chopin.El medio millón y la medalla de plata del tercer premio fueron a manos del soviético Rauf Kasimov, de 30 años, nacido en el Aserbaiyán. Espectacular, caprichoso de concepto y con acusadas imperfecciones técnicas, su versión del primer concierto de Liszt fue aplaudida, pero no despertó un entusiasmo grande, tal y como había sucedido -en anteriores eliminatorias- con su Scriabin o Liszt. Entusiasmo que descendió muchos puntos después de una realización irrelevante de Los cuadros de una exposición, de Musorgski.

Música española

La checoslovaca Zuzana Paulechova se ha hecho con el premio al mejor intérprete de música española después de sus versiones de Albéniz y Soler; el bilbaíno Luis Ángel Sarobe recibe el Memorial Casanueva como el español mejor clasificado; el norteamericano William Koehler (uno de los que para muchos debería haber llegado a la final) reúne los premios de música de cámara por su excelente trabajo en el quinteto de Brahins, venciendo la mediocre colaboración del cuarteto de Praga, y su magnífica y fiel creación de la sorprendente Cadencia, de Cristobal Halffter, compuesta por encargo del concurso. Victor Chernelievsky obtuvo el premio especial que se concede a discreción del jurado.Con la entrega de premios, efectuada ayer en el paraninfo de Las Llamas y el recital de esta tarde en homenaje a Marc Raubenheimer, a cargo de Tamas Vasary, termina la octava edición del premio internacional de piano Paloma O'Shea.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana