ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 28 de junio de 1984

Siria e Israel proceden hoy al primer intercambio de prisioneros desde hace una década

  • La medida supone un apoyo a la coalición Likud

Israel y Siria llevarán a cabo hoy, en el Golán, su primer intercambio de prisioneros desde hace una década, según reveló ayer la agencia de prensa oficial siria Sana. El anuncio sorprendió a los observadores, que lo interpretan como un favor del régimen baasista del presidente Hafez el Asad a la actual coalición derechista del Likud en el poder en Tel Aviv, un mes antes de unas elecciones generales en las que los sondeos vaticinan una victoria de la oposición laborista israelí.

El comunicado de Sana, confirmado en la capital israelí, donde la difusión de la noticia fue retrasada por la censura castrense, señala que el intercambio "permitirá el regreso de todos los prisioneros sirios ( ... ), de 21 civiles sirios" y de "los cuerpos de los mártires". La agencia no precisa, sin embargo, cuántos militares israelíes serán puestos en libertad hoy en Kuneitra, capital en ruinas del Golán ocupado y parcialmente desmilitarizado a ambos lados de una línea de demarcación que, bajo el control de las fuerzas especiales de la ONU, separa a los ejércitos enemigos.Un total de 291 soldados sirios, capturados en 1982 durante la invasión israelí de Líbano, serán liberados hoy junto con 13 milicianos con pasaporte sirio que efectuaron operaciones guerrilleras y ocho drusos -que rechazaron la nacionalidad israelí cuando, en diciembre de 1981, el Estado judío se anexionó el Golán- a cambio de seis militares israelíes apresados hace dos años en territorio libanés y tres funcionarios, detenidos en mayo, de la oficina de enlace israelí de Dbaye, al norte de Beirut, según informaron fuentes del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), que actuó de intermediario entre Damasco y Tel Aviv.

No entran los palestinos

Las mismas fuentes añadieron que los cuatro israelíes detenidos por dos organizaciones palestinas -tres en manos de los hombres del cabecilla pro libio Ahmed Jibril y uno cautivo del grupo marxista que dirige Nayef Hawatmeh- no formarán parte del intercambio, del que tampoco se beneficiarán prisioneros palestinos de Israel.

En noviembre pasado, 4.500 palestinos y nacionalistas libaneses, detenidos por las fuerzas armadas de Israel en el campamento de prisioneros de Ansar (Líbano meridional), fueron puestos en libertad cuando, simultáneamente, el líder palestino, Yasir Arafat, entonces cercado en Trípoli, entregó al CICR seis soldados israelíes capturados por sus partidarios.

Jibril reprochó después a Arafat el haber negociado por su cuenta, sin intentar obtener un intercambio global de prisioneros, que hubiese sido, según él, más favorable para la resistencia palestina.

Este, primer intercambio sirioisraelí desde que en mayo de 1974 ambos países se entregaron mutuamente a sus cautivos de la guerra del Yom Kippur de 1973 -402 árabes contra 68 israelíes- realzará probablemente la popularidad del Gobierno israelí de Isaac Shamir, que había insinuado que las conversaciones con las autoridades sirias iban por buen camino y que el próximo 23 de julio se someterá al veredicto popular de unos comicios anticipados.

En contra de otros regímenes .árabes, como los de Jordania y Egipto, que establecen diferencias entre el Partido Laborista y la alianza del Likud, el Gobierno de Damasco se obstina en sostener que ambos desarrollan la misma política agresiva, aunque con apariencias diferentes.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana